8941 Views |  Like

Plantas para terrazas

La primavera es un momento ideal para decidirse a poblar nuestra terraza con plantas. Sea porque nunca pusiste verde en tu terraza, sea porque la vegetación que había en ella se marchitó definitivamente, el año te da la oportunidad de volver a cubrir de ramas, hojas y flores el espacio exterior de tu vivienda.

Antes de lanzarte al garden más próximo para comprar las flores más bonitas, que irremediablemente se marchitarán en pocas semanas, hay que planificar la terraza, y para ello tendremos en cuenta, sobre todo, la orientación del espacio.

La orientación de la terraza determina las horas de sol que recibe y su intensidad, también el peligro de heladas. Plantearemos aquí los cuatro casos básicos de orientación: Norte, Sur, Este y Oeste.

Sabrás que tu terraza tiene orientación Norte porque nunca da el sol en ella. Tal vez la brújula te diga otra cosa, pero si no tiene ni una hora de sol, para las plantas ese espacio va a tener las mismas características que una terraza de orientación Norte.  En este tipo de terrazas, siempre que las temperaturas no bajen de 0ºC, se pueden cultivar con éxito las plantas que comúnmente se usan para interior: ficus, azaleas, aralias, aucubas, alocasias, potus, begonias de hoja y de flor, sansevieras, monsteras y filodendros. Si, por el contrario, el clima es frío, quedamos mucho más limitados, aunque todavía podemos conseguir buenas combinaciones con bambú de sombra, boj, brezo de invierno, esparragueras y arce japonés.

Las terrazas de orientación Este disfrutan de sol desde el amanecer hasta mediodía. Esta orientación es la más expuesta a heladas, por lo que necesita plantas de poca exigencia en horas soleadas y resistentes al frío. A las citadas para exposiciones Norte frías, puedes añadir las hortensias y las gardenias (ojo, requieren pH ácido), el laurel, la mahonia, la peonia y el mirto.

Si disfrutas de sol en el centro del día durante el invierno, tu terraza tiene la mejor orientación posible, al Sur. En este caso puedes comprar lo que más te guste del garden, pero evita las plantas ya citadas para las orientaciones Norte y Este, porque aman la sombra. Sin apenas limitaciones, combina libremente formas, texturas y colores de la forma que mejor te convenga.

La orientación Oeste es, aunque no lo parezca, la más difícil. Tu terraza mira al Oeste si tiene sol de tarde, desde el mediodía hasta que se pone. Es una orientación difícil porque esas horas de sol, en verano, proporcionan a las plantas un intenso stress hídrico, que las marchita sin remedio. Podrás tener éxito con plantas muy adaptadas al calor y la sequía, como el tomillo, el romero, el olivo y el aligustre, los geranios, siempre que estén bien regados, y plantas crasas como la crásula, el agave, el aloe y todas las variedades de sedum y echeverias.

Si ya tienes claro cuál es la orientación de tu terraza, haz tu lista de plantas y derechito a la tienda para proveerte de verdor y flores en el piso.